Inicio Vida sostenibleZero Waste Familia eco sostenible: ¿es posible ser ecológico con los niños?

Familia eco sostenible: ¿es posible ser ecológico con los niños?

por Noelia
Published: Last Updated on

¿Es posible ser responsable ecológicamente con niños pequeños en casa? En este artículo te damos algunas pautas para conseguir ser una familia eco sostenible.

🌿 Conciencia ecológica desde pequeños …

✔ Háblales del cambio climático y ecología con esta selección de lecturas infantiles y juveniles sobre el medioambiente.
✔ ¿Cómo empezar en el mundo zero waste? Con estos pequeños cambios en tu día a día.
🖤 Empieza a poco a poco, y que no te agobie intentar abarcarlo todos estos cambios de una vez. Empieza por pequeños hábitos, y sube en complejidad.
✔ Puedes dar una segunda vida a los materiales como plástico, cartón, etcétera haciendo manualidades divertidas con ellos. En nuestra categoría reciclaje encontrarás un montón de ideas.

Estas acciones, además de ser capaces de causar impacto en la conciencia de todas las personas en el mundo, también motivan a los padres a incentivar en los más pequeños la gran responsabilidad de cuidar el mundo donde van a desarrollarse.

Por esta razón, el día de hoy, hablaremos acerca de las principales acciones para crear una familia eco sostenible como comprar ropa de bebe de algodón orgánico, utilizar bolsas reutilizables, no comprar envases de plástico y más… 

1. Adquiere textiles 100 % orgánicos

En el mercado podrás encontrar una extensa variedad de textiles disponibles fabricados con textiles orgánicos.

Lo que hace que este tipo de ropa sea 100 % sostenible es que sus tejidos han sido realizados con fibras completamente libres de sustancias químicas, es decir, desde la plantación de sus fibras no son expuestos a fertilizantes, pesticidas u otros componentes dañinos para el medioambiente.

Podrás encontrar diversas prendas como ropa de bebe fabricada con algodón orgánico, suéteres de lana, pantalones ecológicos y más…

2. Evitar comprar envases de plástico

¿Sabías que existe un séptimo continente conocido como la “isla de basura”?

Este se encuentra ubicado en el Océano Pacífico con billones de desechos de plástico que día a día mata a diversas especies marinas. Si no lo has visto, te recomiendo ver el documental “Un mar de plástico” y ver cómo este material del que tanto se abusa está acabando con nuestros ecosistemas.

Por experiencia propia sé que no es sencillo librarse del plástico en nuestras compras… allá donde mires, allí está.

Hay que tener en cuenta que el plástico en sí no es malo, pero sí lo es cuando es de plástico de un solo uso. Ese es el que hay que intentar evitar.

Pequeños cambios como llevar siempre una mochila o una bolsa de tela, comprar la fruta o legumbres al peso o cambiarse a pastilla de jabón en lugar de jabón líquido de manos pueden ser buenos puntos de partida.

3. Invierte en productos ecológicos o respetuosos con el medioambiente

Se mantiene la errática creencia de que lo ecológico es más costoso, sin embargo, estos tipos de productos “bio” suelen tener precios asequibles e incluso por debajo de artículos de reconocidas marcas.

En este sentido, si deseas construir una familia eco sostenible, una buena alternativa será adquiriendo productos ecológicos como jabones de baños, champú, pasta dental, desodorantes, detergentes… ahora hay gran variedad de opciones.

En materia de juguetes, apuesta por los más duraderos como pueden ser de madera y evita – en la medida de lo posible- caer en juguetes de plástico poco duraderos o que requieren consumibles muy a menudo para seguir jugando con ellos.

4. Contribuye con el ahorro energético

Puedes empezar por sustituir la iluminación en todo tu hogar por luces LED o bombillas de bajo consumo eléctrico a medida que se vayan fundiendo las que tienes.

Otra inversión a largo plazo es cambiar los electrodomésticos por aquellos de más eficiencia energética y menor consumo. Suelen ser de precio más elevado pero a la larga son la mejor opción, máxime cuando la factura de la luz no para de subir.

Esta información podrás visualizarla en la etiqueta de cada artículo o preguntar a tu proveedor cuál de estos electrodomésticos es amigable con el medioambiente.

De igual forma, recuerda apagar todo aquello que no estés utilizando: apagar interruptores y luces que no sean necesarias, utilizar regletas y apagarlas de noche para no dejar las cosas en standby y sobre todo enseñar a los más peques a hacerlo también, así como comprobar que los grifos quedan bien cerrados.

5. Clasifica tus desechos y contribuye al reciclaje

Por último, en cuanto tengan edad invítales a participar en clasificar los desechos del hogar en: plástico, cartón, papel y desechos orgánicos.

Si son muy pequeños y aún no saben leer puedes poner en cada una de las papeleras unos dibujos o fotografías de que tienen que echar en ellas. Te sorprenderá lo rápido que se involucran y desarrollan el hábito.

También te recomendamos

Dejar un comentario

* Al usar este formulario estás permitiendo el almacenamiento y gestión de tus datos por este blog.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

En este blog usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación. Esperamos que estés de acuerdo, si no ¡esperamos volver a verte pronto! ¡Si, todo OK!